Y el Peda de aquellos años…

 

 

Paula Varas G.
especial para G80

Y el Peda de aquellos años…

Hoy día la Anita Olivares puso la canción Heroicos …con dedicación “Para mis amigos, compañeros, hermanos” … y a mí… como el recorrido de Sabina bajándose en Atocha … me invadieron las imágenes del Peda …

Con los guardias azules, sus rectores designados, su separación de la Chile, con los sapos en medio de las asambleas

Con los pañuelos en el cuello, en el bolso, en la cara… con el pasamontañas sobre el pañuelo…

Con sus lienzos colgados… cada vez más altos… con la gente de la FECH… a veces tan lejana a nuestras peticiones… con la salida a la calle y  la  entrada de los pacos

La transformación en la UMCE, el asesinato de nuestros compañeros, y después las elecciones!!!… la Andrea, el Marcelo, el chico Manolo, la celebración en la calle…

La reja, o la pared que da a Ciencias, el muro, la llegada del hormigón armado… la cara de todos, la caricatura… los rayados… la copa de agua!!

Y después, el año decisivo… y los siguientes llenos de tanto dolor y muerte, que a pesar de todo, no logran destruir ni la utopía ni la esperanza.

Las calles rodeadas de militares y pacos

Los montones de asambleas y detenciones masivas que se confunden..

La pedida de la renuncia a Arriagada… ¡su renuncia!… la desmovilización.. las puertas cerradas, el letrero de aviso que desaparece, el aviso de desalojo, la fila para subir al furgón… (vista desde lejos para pasar lista)… la huida saltando la pared, el chico que no quiere escapar para quedarse con los estudiantes… nadie entiende nada, se llevan hasta a los fachos.

La comisaría Los Guindos, los gurkas encapuchados en el gimnasio, cae la noche, el cura Maroto preguntando por los detenidos, la espera interminable…

Las noticias transmitiendo las mentiras, los buzos deportivos requisados, los libros…

Las tardes en los alrededores, los Cisnes, Las Lanzas, los datos de los de Filosofía…

El spray que no escribe, las faltas de ortografía .. la fiebre aftosa de la Bartola!!… la molo que se cae y que se prende antes

La cafeta y el Casino Eduardo Vergara , el despacho del CEP y la biblioteca… el casino inundado y los casinos hechos en los extremos para dividir … el techo del casino y la cancha ¡las abejas!… los rayados matutinos o a mediodía…o en la tarde … o los que aparecían en la mañana después de un trabajo nocturno… los árboles ¡la alergia en primavera! ..

La prestada de casa para la reunión… que se transformó en fiesta

Los gritos… las canciones ¡¡los de música alegrando la vida!!!… y el pollo cantando… y el flaco con su canción de democracia, los de historia tan serios y creídos… Los y las de Básica y las chicas de diferencial tan solidarios… La gente del físico que quería pasar piola… o los que iban todos los días y no estudiaban ahí…

La subida del cerro los sábados… o los miércoles en la tarde

Con el cierre, con la apertura … con la expulsión… con la petición del reingreso…

La sala cuna junto al muro… y a las lacrimógenas… el rescate de los niños

La cara de alguien de ingles, pálido sobre el muro,después del roce de la bala…, el salto sobre el guanaco… la toma de la rectoría… el piano contra la puerta, ¡¡¡el Mozart tocando el piano!!!  los 5 días presa y los 21 restantes… la parka prestada… la lista en el bolsillo de la parka… el callejón oscuro, el carnicero… las preguntas del fiscal.

La comisaría de Davila, la lectura de cartas españolas y la barrida de todo el patio, la negativa a apagar la luz y la repartición de sacos de dormir y chocolate… Se publica la lista de autorizaciones de ingreso al país y mi nombre viene en ella.

Las marchas silenciosas, y las no tanto, … las salidas a la calle, las ida al centro todos juntos,el encontrarnos allá, los días de paro, los recorridos por medicina norte y Olivos, por Ingeniería, las visitas a la Placa… y las peñas en la Reina o en Ciencias Químicas…  y el encuentro con el IPS… y los Congresos y las carreras truncas… Y los días de Paro y trabajo poblacional.

Las conversaciones con la chica, con el JP, la celestina de los amores clandestinos, el Guille y su jeep, el lobito, el palomo, la Vale, el Alvaro, la Chiqui y los perdigones… la Anita y su vestimenta, el Daniel, el Claudio, el Carlos que en realidad no se llamaba Carlos y tantos otros..

Y tal como dice Joaquín Sabina… Pero siempre hay un sueño que despierta en Madrid… pues así  mismo… siempre hay un recuerdo que se queda en el Peda…

la canción Heroicos     Tributo a nuestra Generación del 80…a nuestras historias en el Pedagógico.

 

 

Paula Varas G.
29 de agosto de 2013 a la(s) 19:14

Relacionado

Paula Varas: La niña de los brazos del presidente Salvador Allende, 42 años después

 http://platform.twitter.com/widgets/tweet_button.html?url=&via=PipeHenriquezO&text=Paula%20Varas:%20La%20ni%C3%B1a%20de%20los%20brazos%20del%20presidente%20Salvador%20Allende,%2042%20a%C3%B1os%20despu%C3%A9s:&related=PipeHenriquezO&count=horizontal&lang=es

Debe ser ésta, sin lugar a dudas, una de las fotos más emblemáticas del presidente Allende en su contacto con el pueblo, con los niños. Algo que, por lo demás, ilustra nítidamente la opción por los más pequeños y los más desprotegidos de su gobierno. Se advierte un primer plano con su figura impoluta dotada de un impecable traje oscuro y camisa blanca (seguramente con corbata y colleras, cuestión que no se alcanza a advertir) rodeado de pequeños niños sonrientes y expectantes, mientras sostiene a una feliz nena rubia de no más de 6 años en sus brazos -casi como esperando también su turno- pues la imagen parece captar más precisamente el instante en que el presidente Allende comienza a bajarla de sus brazos.
Hoy, 42 años después y a más de 14 mil kilómetros de Chile, hemos rememorado con la niña que protagoniza esa imagen, hoy convertida en una cientista social e investigadora de la URV, la universidad pública de Tarragona, Paula Varas G. Ella es, además de Asistente Social y Antropóloga, egresada del Magister en Ciencias Políticas, Máster en Metodología de la Investigación y doctoranda/investigadora. O sea, por formación no se ha quedado.
Este es resultado de esta interesante entrevista de Francisco Javier Alvear desde Tarragona, España.:

Paula Varas 40 años después


¿Tienes algún recuerdo de ese día de cómo se gestó esa foto?

Me acuerdo que fuimos con mi abuela, era una actividad con hijos de periodistas y funcionarios de La Moneda o algo así, creo que fue en diciembre del 72… Allende antes de tomarme en brazos había cargado a mi hermano René porque se había perdido, y lo levantó para que alguien lo identificara; por eso al pie de la foto sale mi hermana Claudia, mi tía Paloma, algunos amigos, mi abuela, porque todos nos acercamos a buscarlo… Recuerdo claramente que el hecho de que el Presidente me tomara a mí no fue azar ni casualidad ni mucho menos algo planificado por asesores o protocolo, sino que más bien se debió a una insistencia mía, del estilo “si tomaste a mi hermano, ¡yo también quiero!”.
O sea, ¿que hay otras fotos similares, digo con otros niños?
Fotos de Allende con niños hay muchas, porque él era súper cariñoso con los pequeños y pequeñas que se acercaban, de hecho la foto en que sale mi hermano era mucho más bonita.
¿Por qué crees que esta foto es más famosa?
Eso sí que se puede deber a la casualidad; no lo sé, hubo tantas fotos destruidas, quemadas o escondidas por miedo, será que ésta alguien se atrevió a guardarla y a mostrarla en algún momento. De hecho, nosotros partimos al exilio y te puedo asegurar que no nos llevamos ninguna foto.
¿Cómo fue esa salida?
En septiembre del ‘73 después de unos días en la Embajada, nos fuimos a México con prácticamente lo puesto; más de 10 años pasaron hasta que alguien le dio unos negativos a mi mamá, obviamente no eran las mismas fotos, pero había tomas desde distintos ángulos, en la mayoría, yo aparecía de espaldas, hasta que un día vi esta foto en la portada de un periódico en México y años mas tarde en el The Clinic en Chile.
Recuerdo que un día, mientras tomábamos el té, alguien llegó a la casa con un libro de imágenes del presidente Allende y nos pusimos a hojearlo. Apareció esta foto, pero también se dio la casualidad que entre la gente que había en la casa en ese momento, más de cinco salían en alguna de las fotos de ese libro. Fue algo muy bonito y emocionante.


¿Qué representa para ti ésta foto?
Representa claramente la opción de Allende y su gobierno por los niños y niñas de Chile. No habrá otro gobierno que en Chile que haya tenido tal definición tan contundente por el tema. De ahí el “medio litro de leche” de las 40 medidas…
Tu infancia fue feliz, ¿recuerdas cómo se tradujo eso en tu vida por entonces?
La verdad es que era muy pequeña, pero sí recuerdo el ambiente de felicidad que se vivía por esos días. La gente era feliz, cantaban, hablaban, se relacionaban y gozaban más. Las familias estaban más unidas. Yo creo que en Chile nada fue igual tras el Golpe.
Y, ¿qué vino después?
Bueno, como ya te comenté, al poco tiempo vinieron los años de dolor y oscuridad que afectaron al país en general. El exilio a los pocos días del golpe, el 19 de septiembre, partimos rumbo a México. Más tarde, una adolescencia caracterizada por el retorno a Chile en plena dictadura, al igual que miles de jóvenes, me tocó vivir la represión a los estudiantes, las manifestaciones, la mentira de la prensa, el asesinato de gente cercana. Finalmente, mi paso a la adultez coincidió con el periodo de la transición a la democracia que parece no acabar, para muchos chilenos. Una época para nada feliz, como puedes advertir.
Alguna sensación, algún detalle con respecto a la fotografía… ¿Alguna anécdota más?
Si, si, si,… recuerdo perfectamente que yo había estado llorando y estaba bastante moquillenta y me colgué del cuello del Presidente… y cuando me bajó me dijo: ¡Pórtate bien y suénate!, a lo que yo le contesté… ¡Shhh! ¡Pórtate bien tú mejor! Alguien me comentó que ese diálogo/episodio fue recogido y comentado al otro día por algún diario de la época.
Y, ahora, 42 años después ¿en qué está esa niña lejos de Chile?
Viviendo en España, trabajando con la Universidad. Actualmente en los prolegómenos de una investigación sobre la infidelidad y las nuevas tecnologías. En otro instante de mi vida, después de profundizar algunos aspectos del exilio, las migraciones, o el vivir en dictadura, ahora he decidido tomar distancia en la temática de estudio, los “trayectos de los engañados”, el relato del momento en que descubren la infidelidad a través de las nuevas tecnologías y las reacciones posteriores.
¿Y con la que está cayendo acá…?
Si, si, si…, precisamente. No te creas. La crisis afecta la cotidianidad de manera concreta. Más allá de la prima de riesgo, de los datos estadísticos de paro o de las cifras macroeconómicas; cuando una persona está con problemas de trabajo específicos, se ve afectada en diversos ámbitos de la vida, por lo tanto se modifican la mayoría de sus relaciones sociales y humanas. El tema de la infidelidad no escapa a ello, ya que en periodos de inestabilidad económica familiar hay pilares fundamentales del vínculo relacional afectivo que son atacados y que afectan enormemente, tanto la visión del otro  como la autoestima y que de alguna forma “aumentan” el potencial riesgo de que exista una infidelidad.
¿Por ejemplo?
Uno es la veta patriarcal de la relación, es decir la visión del “macho proveedor” y otro es la pérdida de poder y estatus, que sin duda alguna son armas de seducción. Aunque, dado el carácter social y culturalmente construido de la infidelidad, podemos decir que no es un fenómeno homogéneo, hay distintos tipos, niveles y formas de enfrentarlo. No es lo mismo la infidelidad de una mujer, ya que posee mayor estigma en la sociedad, que la de un hombre, que es en muchos casos socialmente aceptada.
Y, ¿has descubierto algo interesante?
En los relatos de los afectados se descubren muchas cosas, se reportan estados de ansiedad y angustia, y en forma recurrente van acompañados de escalofríos, taquicardia y mucho dolor en la mandíbula y en la parte posterior del cráneo. Todos señalan que efectivamente es “como si te pegaran en la nuca”. … Conocí historias increíbles, el estudio describe las “nuevas maneras de infidelidades” en la Era de la Información y las Comunicaciones, es decir al descubrimiento a través de teléfonos móviles, redes sociales o internet en general. “El dejar abierto el Facebook o el mail”, el espiar los mensajes de los teléfonos móviles o los chats que se quedan en las cookies de las computadoras. Que en definitiva son constataciones inciertas, más bien incertidumbres típicas de esta era, porque al estar escritas, pueden ser interpretadas y re-interpretadas.
¿Cómo?
El énfasis esta puesto en la metodología plural (historias de vida, entrevistas en profundidad, un trabajo de campo exhaustivo) que nos permitió recoger percepciones, sensaciones, sentimientos, reacciones de personas que habían sufrido algún tipo de infidelidad por parte de sus parejas, pues nuestro sujeto de estudio es el que la sufre, no el que la ejerce o produce la infidelidad.
Y, ¿cómo relacionarías este tema con la política?
Relacionando fidelidad y lealtad con la mentira y el engaño, pues forman parte de un mismo y profundo fenómeno casi exclusivamente humano. Esta claro que para mantener una relación de infidelidad, hay que mentir, persuadir, manipular, etc. Y cuando uno descubre una infidelidad lo primero que siente es que ha sido engañado, defraudado y traicionado… Es lo mismo que hacen los políticos primero con sus ideas y con ellos mismos -el autoengaño-, y luego, con sus compromisos y promesas, con su electorado… … Es preciso tener presente que todo engañado es un potencial engañador (infiel); por distintas razones, para equiparar la situación, para vengarse, para hacer daño o simplemente para recobrar la confianza en uno mismo. Y ojo, así como los políticos traicionan, los electorados también traicionan. No puede haber un ejemplo más concreto que lo ocurrido en las últimas presidenciales en España en donde un millón de votos del PSOE pasó directamente al PP; o el caso de algunos políticos en Chile, que ayer lucharon hasta con las armas y mira en la penosa situación que se encuentran hoy defendiendo el sistema neo-liberal o trabajando como alto ejecutivo de transnacionales. En tiempos de descomposición y crisis política el engaño más patético, es el engaño a las ideas y a las promesas, porque es una forma de autoengaño y de negación a sí mismo en última instancia.
En ese sentido, el presidente Allende era fiel, ¿no?
Ya sé por donde vas, pero contrariamente a lo que se cree, el presidente Allende era un hombre completa y absolutamente fiel no solo a las ideas y a sus promesas, que dejó de manifiesto pagándolo con su vida el 11 de setiembre del ‘73, sino que también lo fue a todos sus amores. No existió una mujer que lo odiara por traidor.
Por último, como Gianni Vattimo dijo hace un tiempo en una entrevista: “Entre uno que miente por el amor del proletariado y otro que miente por amor a las putas, como Berlusconi, hago una diferencia”.
¡Qué buena! Estoy completamente de acuerdo con esa cita. Me la llevo. Jajaja…

 

 

Advertisements

Adriana Goñi. Community Manager contra el olvido

Apropiándose de las nuevas tecnologías, difunde e intermedia información, posicionando una antropología del mundo virtual, donde habita el sujeto de su quehacer y sus investigaciones. Son los familiares afectados por la represión de la dictadura militar,sus hijos y nietos. A 40 años del golpe militar, las tres generaciones que actualmente coexisten dentro y fuera de Chile; un esfuerzo más para recuperar la memoria reciente y visibilizar a los protagonistas de una comunidad que muchos quisieran  dejar en el olvido y entre las ruinas de un pasado que también es presente.

Por Myriam Carmen Pinto.

Ha hecho su centro de atención principal a los hijos y nietos descendientes de las familias afectadas, a consecuencias de la represión ejercida durante el periodo de la dictadura militar del general Pinochet. Los familiares de quienes en algún momento de los casi 20 años de régimen militar, fueron presos políticos, refugiados, ejecutados, detenidos desaparecidos, torturados, exiliados, retornados, doblemente exiliados, exonerados, fugados, clandestinos, condenados a penas de extrañamientos. Suman y siguen, los muertos y heridos de las protestas masivas, las viudas y los viudos, hermanos, sobrinos, primos y tíos.

A 40 años de los hechos, están repartidos en Chile y en los más diversos rincones del mundo. Los que residen en el exterior vienen a Chile, pero sienten que no son de aquí, ni de allá, no obstante, se mantienen vinculados, a través de sus lazos familiares, sus vivencias comunes entre sí, y su cultura contestaria, que les brota y emerge siempre en lo que hacen, piensan y publican en blog, páginas web y redes sociales (relatos, poesías, cuentos, fotografías, tesis de estudios, vídeos, expresiones artísticas y testimonios).

Es una comunidad que en su conjunto da cuenta la presencia de un pasado  presente. En conjunto superan los intentos y ejercicios de la buena o mala memoria para olvidar que recae sobre ellos.

Multiplicando canales de acceso hacia ellos, su encuentro y búsquedas, Adriana Goñi, cruza las páginas de estos jóvenes con las que ella ha creado. Lo mismo hace entre las listas de correos, y e-groups.

Algunos de sus sitios son las “Memorias preñadas de futuro”, “Hijos de la memoria”,  “Diáspora política chilena”, “Memoria urgente”. En facebook, también hay grupos y páginas similares.

Enlazados unos con otros, cruzan e intercambian experiencias e información; una suerte de una gran telaraña virtual por la memoria y la promoción y defensa de los derechos humanos. Entre ellos, se comunican a través de estas nuevas tecnologias de información y comunicaciones, (Tics),  colocándolas a su servicio para apoyarse mutuamente y relacionarse entre sí.

Una de estas redes de mail, administrada desde Chile, reúne a cerca de 900 personas residentes en diferentes países. Los que están fuera de Chile, mayoritariamente, no hablan muy bien el castellano, pero si manejan a la perfección la jerga chilena.

Una breve revisión de sus páginas evidencia que entre ellos se tratan como si fuesen hermanos.  También sobresale el valor de la solidaridad y un sino de humor negro, que a veces solo ellos comprenden porque forma parte de la cultura de muerte que los ha perseguido sin posibilidades de dejarla a un lado, ni menos olvidar. A modo de ejemplo, hay un grupo que se hace llamar “Los Guachos” y otro “El Kabezanegra, pa los sudacas en Suecia”. Se organizan en asociaciones culturales, grupos deportivos y artísticos, que se activan en el marco de fechas conmemorativas. Organizan fondas, peñas  y actividades solidarias para con Chile ante catástrofes o causas político sociales.

No se sabe cuantos son. En los años 90 se decía que prácticamente un millón de chilenos había salido de Chile a partir del año 1973.

Vinculada con ellos de manera virtual y o presencial, Adriana conoce sus vivencias, secretos y milagros. Cuando vienen a Chile se reune con ellos, participa de sus actividades. Van a los cementerios, camposantos, museos y sitios de la memoria. Visitan universidades y participan en talleres y jornadas que ella organiza para brindarles información y los contactos necesarios que requieren para moverse en un país que prácticamente desconocen.

Quizás por ello le dicen “Big Mama” o “Adriana Spam”. Esto último, a raíz de sus envíos de información a las casillas  y listas de correos, los que  distribuía en sus inicios con una abundancia excesiva.

“El olvido está lleno de memoria” (1)

Una vez recuperada la democracia, Adriana Goñi, viaja a Suecia, a propósito de una investigación, cuyo sujeto de estudio era el grupo de mapuche exiliados en dicho país. Tomando contacto con las comunidades de chilenos dimensiona en su totalidad el exilio chileno, sus alcances y repercusiones entre las nuevas generaciones; los hijos que hasta ese entonces no estaban  incorporados en ningún estudio.

Compartiendo con ellos observa continuidades y cambios culturales. Han contraido matrimonios con gringas y o gringos, surgiendo lo que denominan “pareja mixta”, cuyos hijos se tornan algo así como miti-mota; ósea mitad chilenos – mitad extranjeros.

También constata sus ritos, costumbres, tradiciones y una estética propia de lo chileno. Es  una comunidad que lleva como sello una historia común asociada a la derrota del gobierno de la Unidad Popular.  Tanto es así que quienes se han logrado reconstruir responden a una clave que tiene que ver en cómo han sobrellevado dicha vivencia, reconociendo que hay muchos que se quedaron como si el tiempo se hubiese congelado.

En 2003, con ocasión de los 30 años del golpe de Estado, Adriana fue invitada a incorporarse al Centro de Estudios de Memoria y Derechos Humanos, una iniciativa en formación  que impulsaban entonces losacadémicos del Departamento de Antropología de la Universidad  Academia de HumanismoCristiano.

En este contexto, da curso a su proyecto, “Hijos de la Memoria Chile”, continuándolo sobre la marcha como investigadora independiente. La han alentado distintas instancias académicas y de derechos humanos no institucionales.

Y es que no ha sido nada de fácil. Si bien es necesario reconocer que ha habido una eclosión y apertura de nuevos espacios y reencuentros, lo cierto este no es un tema país por lo que no tienen apoyo, ni fondos por parte del Estado, ni de cualquier otro origen.

Adriana Goñi, expresa que la memoria está enquistada en los sectores afectados, y no impregna a la sociedad en su conjunto.

Antropología de la memoria

Si hay alguien a quien le ha tocado vivir todo a destiempo, sin duda alguna,  todos los indicadores apuntarían de inmediato hacia ella.

Fue madre a los 18 años, a los 23 años tenía cuatro hijos, a los 24 años completaba sus estudios secundarios que había abandonado para casarse.

Desde los turbulentos años setenta hasta los interminables transicionales de los noventa fue alumna de la Universidad de Chile. Es Licenciada en Antropología/arquelogía.

Iba a la universidad, a las reuniones, y a excavar con sus hijos. Trabajaba cumpliendo tareas como asistente ad-honorem en la sección Arqueología del Museo Nacional de Historia Natural, que acogía a estudiantes y aficionados, sin distinción alguna, haciéndolos partícipes de sus trabajos en terreno, las reflexiones, debates e intercambios de experiencias y saberes.

Entre sus experiencias de terreno  y viajes destaca el que realiza a Isla de Pascua, publicando, a su regreso, una investigación  acerca de las migraciones hacia el continente; su primer y más permanente amor temático.

Fue la dra. Grete Mostny,  quien la empuja a ingresar a la universidad y formalizar sus prácticas y experiencias.

Al paso de los años, los destiempos siguen moldeando su trayectoria. A los 45 años era abuela y, apenas se empinaba en los 60 años, contaba a sus doce nietos, quienes ocupan gran parte de sus energías, al igual que Carlos Marx, su gato, según dice, su mejor marido.

Se ha casado cuatro veces, separándose del padre de sus cuatro hijos, su primer marido, cuando tenía menos de 30 años. Al paso de los años, cansada de tantos nuevos comenzares, decide seguir sola, arrancarse su corazón, eligiendo la soledad como compañía; aunque casi nunca lo está.

Ha hecho de su vida un andar libre y de renacer nueva cada día.

Siendo adolescente en los años 60, la revolución cubana, la revolución en libertad y la de las flores renuevan en ella su espíritu libertario y revolucionario. En los años 70, adhiere a la utopía del socialismo vía democrática de la Unidad Popular, que encabeza el presidente Salvador Allende, haciendo suya la lucha por la justicia social y la igualdad.

Durante la Unidad Popular, sufre en carne propia las primeras tensiones y procesos de radicalización de la sociedad.  Su primer marido,  dueño de una tienda de repuestos de automóviles y de un viejo camión de reparto de parafina, se integraba al histórico paro de los camioneros de 1972 mientras ella  militaba en las filas de la juventud socialista. Era presidenta del centro de alumnos de la carrera de Antropología de la Universidad de Chile.

A mediados de 1972, convencida de que la única salida a los problemas que enfrentaba el gobierno del presidente Salvador Allende era radicar el poder popular en el pueblo, ingresa al Movimiento de Izquierda Revolucionario, MIR, donde la pilla el golpe militar.

Los efectos se hacen sentir de inmediato. La expulsan de la universidad, la dejan con arresto domiciliario, allanan su casa en múltiples ocasiones, y maltratan a sus hijos. Finalmente, sale al exilio, reuniéndose con su pareja, quién se había asilado en la embajada de Argentina, en septiembre de 1973, tras ser buscado afanosamente por las fuerzas de seguridad en su calidad de interventor de un fundo. Era funcionario de la Corporación de Reforma Agraria, CORA.

En Buenos Aires, cuando se les deja caer encima la dictadura militar transandina, regresa a Chile, sola con sus cuatro hijos.

Nuevamente empieza todo de nuevo. Vuelve a la universidad, retoma sus estudios, se vuelve a casar, y vuelve a fracasar.

Lo que sigue a continuación es una serie de quiebres que la llevan a vivir todo a medias. Sin nunca llorar, ni gritar, dejaba botado lo que empezaba.

Su casa parecía una morgue, y aún no sabe cómo ello afectó a sus hijos. En su lugar de trabajo, en su casa,  tapizó las murallas con las fotos y recortes de prensa de sus compañeros asesinados durante la resistencia en los años 80 y 90. En las paredes, también, pegaba afiches que exhibían la expresión gráfica de la sangre derramada, la paloma prisionera entre alambres de púas; un eterno y angustioso luto en un país que llamaba la atención y empezaba a reconocerse por sus éxitos macroeconómicos y modernidad.

Proviene de una familia de la clase política muy acomodada. Su padre fue uno de los fundadores de la falange Demócrata Cristiana y director del diario La Nación en el gobierno del presidente Eduardo Frei Montalva.

A pesar de contar con el respaldo de su familia, necesario, pero no suficiente, ha vivido permanentemente en búsquedas de los medios que le permitan salir adelante. Para enfrentar problemas económicos ha hecho botones de greda, y artesanías en lana de Chiloé. En ese entonces, las puertas del mundo público estaban cerradas y los proyectos que lograba, en una y otra organización no gubernamental, tenían siempre fecha de término.

Así es como ha vivido mil vidas juntas y a la vez. Lo tenía todo, pero rompe con todo. Se había propuesto caminar sola, y dar curso a sus inquietudes sociales y políticas.

Mojón de acequia urbana

En los años de la dictadura se hace parte activa de movimiento social. Participa en trincheras académicas, estudiantiles, culturales de reflexión y formación política. También forma parte del movimiento por la denuncia y defensa de los derechos humanos y sus colectivos y agrupaciones. Una vez recuperada la democracia  integra la Comisión Etica Contra la Tortura, y se vincula con diversas organizaciones, entre ellas de ex presos políticos, grupos de mujeres, centros culturales, vecinales y comunales.

En un incansable activismo político, social y cultural por el retorno de la democracia, asistía a  reuniones, pegaba afiches en las calles, hacía puntos de contacto, pero no militaba en ningún partido político. Había optado ser una militante de la vida. Y así sigue hasta los días de hoy, participando en  grupos que trabajan por la recuperación de la memoria.

Venciendo el shock postraumático con terapias, nueve años de psicoanálisis y medicamentos, su cuerpo le  ha pasado la cuenta con una  fibromialgia, que padece desde hace un par de años. Esto la ha aquietado en su casa, pero la ha hecho más activa en su quehacer cibernauta, incluyendo la apertura de grupos y redes de grupos de pacientes que padecen lo mismo.

Con un psicólogo clínico formó la asociación de fibromiálgicos sobrevivientes de la dictadura. Recopila y difunde información y materiales de apoyo. Desarrollando estas actividades, informa los resultados de un estudio del caso chileno, realizado en España, concluyendo que un 68% de los familiares violentados en sus derechos, durante la dictadura militar de Pinochet, sufren esta enfermedad. Al respecto, dice que es un mal que  se potencia producto de las penas y dolores del alma.

Hoy por hoy, también forma parte de la Asociación Gremial Industria Creativa Chile, de la que es socia fundadora y miembro de su directorio. Además de participar en actividades de investigación y extensión académica, imparte charlas, talleres y foros universitarios.

A la hora de concluir su historia de vida, se define como un “mojón de acequia”,  los que siempre salen a flote, a pesar de las turbulencias de las aguas. Dice que ha logrado ser ella, sin hundirse, ni dejarse morir.  En estos años, la enfermedad que padece su única hija, la revuelca, aún más, en toda ella, pero como lo ha hecho siempre, sigue buscando caminos de salidas.

Y como en la ciudad no hay acequias, entonces, continúa, dándose vueltas sobre el agua que corre, fluye y transcurre.

Es su rueda del día a día. Así y todo, no ha dejado de participar y seguir la ruta de su camino ya trazado. Es una mujer proactiva, empoderada, y plenamente vigente en los esfuerzos y aportes a la construcción de la identidad y la memoria de su generación y las venideras. Adriana Goñi, también tiene una o más de estas identidades en su ADN.

Por Myriam Carmen Pinto. Zurdos no diestros (serie). Historias humanas de humanos demasiados humanos.

1.      Mario Benedetti.

Fotografías: Älbum Adriana Goñi. Con ex presos políticos, Angel Parra y Julio Peña, año 2005; con mujeres miristas de su generación. Cineasta Carmen Castillo, última pareja de Miguel Enríquez, exiliada, residente en Francia; Funeral Gladys Marín; Manifestación frontis Universidad de Chile a los 30 años de la Lista de los 119 detenidos desaparecidos en Argentina, año 2005; Con la psiquiatra Laura Moya, octogenaria luchadora de la memoria y los derechos humanos, en la inauguraciónexposición de xilografías del artista Bernardo de Castro Saavedra, hijo de detenido desaparecido  en Casa memoria, José Domingo Cañas 1367.

Santiago, enero 2013

Y venían de Polonia…todos somos migrantes

La crisis reciente en Europa producida por la incontenible oleada de migrantes provenientes de Siria yb otras regiones devastadas por las guerras del siglo XXI ha remecido al planeta.

En mí ha revivido mi historia de descendiente de migrantes europeos a Latinoamérica que un día lejano del siglo XIX llegaron escapando sin duda a algún evento social,político o económico que los catapultó fuera de su país, aunque la historia familiar consigna

Hasta hace poco no tenía consciencia de mi calidad de ser producto de estas migraciones. Mi abuela paterna, Sara, en sus relatos de una memoria infantil – salió de cuatro años de su Polonia natal -me contaba y transmitía algunas anécdotas que a modo de relámpago iluminaban sus recuerdos.

Hablaba de la casa de sus abuelos maternos, los Cohl, en Varsovia donde vivía con su madre, su hermano mayor Roman y dos gemelas recién nacidas: Marta y María.

Su descripción de una mesa larga cubierta por un fino mantel y cubiertos de oro que ella observaba escondida desde abajo, entre las piernas de los mayores fue la imágen que me transmitió de esta lejana y ajena familia mía.

A mis preguntas infantiles acerca de su padre, respondía que estaba en América trabajando con un pariente en una tienda de paños, y que el abuelo Cohl había puesto como condición para que el resto de la familia se reuniera con él un éxito económico que garantizara el bienestar de su esposa e hijos.Hacía un año que el bisabuelo Somer Swiderski había partido a América.

Luego sus recuerdos iban hacia un largo viaje en barco con su madre, su hermano adolescente y las mellizas. Relataba la angustia que sentía a sus cuatro años con las jugarretas de Roman, que simulaba lanzar por la claraboya del camarote a las bebes donde quedaban encerrados cuando la madre subía a  cenar.

Saltaban sus recuerdos a la ciudad de Rosario, en Chile, donde finalmente se encontraban con el padre y…nada más, hasta los relatos de su vida adolescente en Rancagua, el colegio y su encuentro con el amor en su profesor de literatura, el poeta colombiano isaís Gamboa, de corta vida y romántica muerte en el Callao cuando partió a la guerra…solo hoy googleo su nombre y me reencuentro con este fantasma que marcó la vida de mi abuela hasta el día que su mente se perdió en el Altzheimer, 90 años despues. Isaís Gamboa

Mi memoria se entrelaza con la de mi abuela. Me veo en su pequeño departamento de la Avenida Providencia 337, en Santiago, yo con siete años, escribiendo cartas a un amigo especial que se firmaba “Cristian” y  que me decía “manzanita“en sus cartas a mi abuela desde Colombia, Cali la ciudad amada de mi abuela que decía dos ciudades marcaron mi vida: Kalish donde nací y Cali…esa Cali cuna de sus dos amores Isaís y su hermano Exequiel Gamboa, ese misterioso Cristian, a quien conociera ya mujer madura, separada, independiente y preñada de secretos con quien mantuvo una relación que solo terminó cuando él muere en el desierto o sabana colombiana al quedar el jeep donde viajaba con un desperfecto. Muere solo y de sed.

Me han dicho que mi abuela cargó mi corazón y mi mente de niña con sus dramas. Que hizo de mí -la hija de su único hijo varón, la portadora del nombre de su hija primera muerta por envenanamiento a causa de un descuido de la madre que vertió en la taza de la pequeña de dos años un mes el amoníaco con que limpiaba la corbata del marido -una cómplice y encubridora de sus amores secretos, de sus permanentes pérdidas trágicas.Puede ser, pero hasta hoy en que yo soy anciana, nunca volví a tener una relación tan estrecha con otro ser humano.

Tengo grabadas las descripciones de sus partos, en la remota Rosario, cuando relataba que las vacas mugían al unísono cuando ella paría hembra tras hembra cuatro enormes bebés. Así relataba, sin la menor emoción,la llegada de sus cuatro hijas. Y el relato de la concepción de mi padre, tardía y causada por por una obligada y protocolar exigencia que la llevó a compartir la cama de mi abuelo cuando asistieron, años después, a la ceremonia oficial de colocación de la primera piedra  del camino entre Viña y Concón. Mi padre nació en octubre 1919 y la crónica dice que esta ruta  fue inaugurada en 1917. Muchas fechas no me cuadran cuando intento reconstruir los eventos en torno a mi abuela, nacida en 1886 y supuestamente llegada a Chile en 1900…que habría traido al mundo a mi padre a los 33 años, el que se transformaría en el gran amor de su vida.

Tambien recuerdo la imágen transmitida por ella de mi abuelo Juan Goñi Urmeneta, pletórico de dicha en el balcón de su casa rancaguina mostrando a su hijo recien nacido a sus amigos y vecinos.

Y llegó, hace unos pocos años atrás, cuando estos recuerdos que mi abuela implantó en mí exigieron una comprobación histórica para adecuarlos a mis propios recuerdos, y el uso del Internet lo permitían, la idea de buscar, buscar y contrastar esta historia de migraciones familiares que llevamos en nuestro ADN de forma invisible y que ciertamente han conformado la identidad familiar.

Y nos pusimos de lleno a esta tarea con mi hermana Carmen Goñi Godoy y mi prima hermana Marcela Bravo Goñi, exiliada en Suecia, ambas mujeres creativas, inteligentes,acusiosas.

Y de esa investigación surgió un torrente de parientes, todo un clan de hombres y mujeres migrantes que pueblan el planeta y se originaron en dos ciudades: Kalish y …de una Polonia remota.

Se inició la búsqueda 

We are trying to locate direct or indirect descendants or close relatives there might be, of a Kohl (now Cohl, in Chile) family.
We are specifically speaking ofNachman Kohl & Malka Fogel Nadel. Both, and their 13 children, were native of Kalisz, Governia, Poland.
The 13 children of Nachman Kohl, were:
a) with his 1st. wife, LAIA (Leah) BLACH:
1. – Rifka (Rebeca)
2. – Hersz (Jerman in Chile, our great-grandfather)
b) with his 2nd. wife, MALKA FOGEL NADEL:
3. – Pesse (Paulina in Chile, our great-grandmother)
4. – Reische (Raquel)
5. – Roza
6. – Gilte Gusta (Augusta in Chile, our great-grandmother)
7. – Abraham (Adolfo in Chile,no news about him)
8. – Bajle (Bella/Berta)
9. – Mojzesz (Moisés)
10. – Szmul (Samuel)
11. – Salomon
12. – Jette (Janette)
13. – Benjamin
There are approximately 200 direct blood descendants of 3 children of Nachman Kohl and Malka Nadel, and we have lived in Chile (South America) for many years.
We have all met by chance recently, in September 2007. Some of them do not know, and others are not interested, but a group of them have taken up this initiative seriously.
We are now trying to re-unite our origin and true roots, and, hopefully, more of our Cohl or Kohl relatives. Between 1860 and 1890, approximately, with a Russian citizenship letter and at intervals, four Polish brothers began their arrival in Chile. They were all children of Nachman Kohl and Malka Nadel. They never went back to their native land in Kalisz, Poland, nor did they ever see their parents again.
Upon their arrival in Chile, it was not possible for them to reveal their Jewish origins due to the culture of society at the time, a fact which is of no importance to us now. There is no political or religious interest in this initiative of ours.
Our motivations are strictly due to family reasons, of seeking out our far-away Kohl or Cohl from Kalisz relatives in other places in the world as well as getting to know the truth. We have the right and the obligation to do so.

Y esta búsqueda condujo a maravillosos encuentros y reencuentros familiares al que otros parientes desconocidos contribuyeron  a forjar.

Y se creó en la Web un Club Cohl que fue uniendo , como colcha de retazos aportados desde distintos rincones y por manos fraternas creandose una comunidad, un grupo de pertenencia que unió historias, memorias y lazos de sangre entre los cientos de descendientes de estos primeros migrantes .

Kalisz 1795 – Santiago 2007+

Reencuentro de familia Cohl en Chile tiene 2 propósitos:
1. buscar, investigar, aportar, intercambiar puntos de vista con respeto y humor, para reconstruir las raíces y otros aspectos ahora desconocidos, difusos y también anecdóticos, en la historia de nuestros ancestros comunes Cohl.
Específicamente de 4 hermanos, dos varones y dos damas, que llegaron a Rancagua, Chile, en la segunda mitad del siglo XIX, llenos de ilusión como correspondía a su edad, ellas incluso con maridos e hijos menores, a iniciar una vida nueva y a hacer familia y fortuna en nuestro país que, por lo ya sabido, era radicalmente diferente a la que tenían en su tierra natal en Kalisz, Polonia, donde ya no regresaron.
Razones poderosas existieron para ello y por cierto son parte de la esencia misma del grupo que desde hace meses investiga, conformado por personas parientes y amigas de varios países y culturas.
La historia más fidedigna conocida a la fecha y que une sin excepción a todos los miembros de Cohl Club, comienza en Kalisz, provincia de Governia, Polonia, entre los años 1847 – 1852 (en estudio), con el matrimonio de nuestros aún poco conocidos tatarabuelos comunes y cuyos nombres recién supimos, Nachman Kohl y Malka Fogel Nadel.
No por eso no queridos ni mucho menos olvidados por este Club que lleva su nombre familiar.

2. Otros motivos:
a) que sirva para encontrar a un importante número de familiares directos, tan descendientes como nosotros de esos 4 hermanos Kohl (Hersz-Jerman / Pessa-Paulina / Gusta-Augusta y Abraham-Adolfo) y ciertamente también parientes nuestros. No sabemos de ellos y están ahí. Entre ellos nuestro recordado bis-tío Adolfo Cohl.Este es un deber irrenunciable que de seguro sus 3 hermanos nos lo agradecerán. Recién en abril ´08 se encontró la partida de nacimiento de Abraham Kohl en Kalisz, año 1865, también conocido como Adolfo en Chile. Ahora debemos averiguar que pasó con él.
b) por un hecho fortuito el destino nos ha reunido, lo que permite a Cohl Club potenciar el trabajo e interés individual, que deseamos también sirva para armar un sui-generis documento que podremos legar a nuestros descendientes: árbol+álbum genealógico COHL:
En Álbum Cohl no hay restricciones en No. de fotos, tamaños, color ó B/N, etc.
La idea es que nos presentemos, pasarlo bien y que finalmente nos conozcamos después de 155 años. No hay restricción alguna más que el auto-control y debido respeto, porque éramos y todavía somos una sóla gran familia.
El mail de Cohl Club es adrianagoni@outlook.com

KOHL & COHL, International search of relatives who bear this surname

חיפוש קרובים של משפחת קול ((KOHL or COHL) מפולין

LUNES, 10 DE MARZO DE 2008

KOHL & COHL (Kalisz-Governia, Poiln)

COHL & KOHL (idish) OPSHTAMEN (UPSHTAMEN) FUN NACHMAN (NAJMAN) KOHL UND MALKA FOGEL NADELINTERNATZIONAL (TZVISHNFELKELDIK) ZIJENICH FEN VEIR TRUCT DIE BAINEIMEN (FAMILIE NEIMEN) ME VILT UPZIJEN UND GUEFINEN NUNTE MESHPUJES VUS ZEI SHTOMEN (SHTATMEN) PINKTLEJ FEN DIE MESHPUJES KOHL OR COHL (NAJMAN KOHL UND MALKA FOGEL NADEL), GUEBIRTIK (UPSHTAMIK) FEN POILN (KALISZ_GOVERNIA). UNTS ZENMER MEIR VEINIGER ZOO BLUT MESHPUJES VUS INTS SHTOTMEN GLAIJ FEN DIE ELTER ELTER ZEIDES NAJMAN KOHL UND MALKA FOGEL NADEL VUS INTS (UNTS) LEIBMER IETS EN CHILE (ZID AMERICA) UND INTS (UNTS) OBMER ZIJ EIRSHT BAKENT (SEPTEMBER 07). IETST ZEINMER TZUTREFN MEIR MESHPUJES UND FEN VEIMEN (FEN VONEN) INTS SHTOTMEN (SHTMTEN). TZVISHN 1860 – 1890 MEIR VEINIGUER MIT RUSISHE NATZIONALITEIF, FEN TZAIT TZU TZAIT ZENEN ZEI UNGUEKIMEN KEN CHILE FIR BRIDER VUS ZENEN GUEVEIZN KINDER FEN NAJMAN KOHL UND UND MALKA FOGEL NADEL. ZEI OBN KEINMUL NISHT MEIR TZURIKGUEKIMEN TZU ZEIR GUEBURST PLATZ (KALISZ_POILN) UND ZEI OBN NISHT MEIR ZEJ TZUZAMEN – GUETROFN MIT ZEIRE ELTERN. VEN ZENEN UNGUEKIMEN KEN CHILE OBN NISHT GUEKENT ZUNG AS ZEI ZENEN YIDN, VAL DIE GUEZELESHAFT FEN DI TZAIT IZ AZOI GUEVEIZN (DUS OT GURNISHT UNGOEZEIN). INTS OBMER NISHT KEN POLITISHER OR RELIGUEIZER INTERÉS (NUTZ), ES IZ NOR A MESHPUJE VILN TZU TREFN UND KENEN DEIM EMES.
E-mail:descendientescohl@gmail.com
La esperanza es lo último que se pierde, lo estamos intentando en idish, su idioma natal, por si hubiera algún Kohl de los nuestros que recuerde a los padres ó alguno de los 4 hermanos Kohl que vinieron a Chile y no regresaron. Quizás le interese conocer nuestra verdad. Agradecimientos de Club Cohl a traductores citados en esta entrada.

SÁBADO, 1 DE MARZO DE 2008

13 hijos de NACHMAN KOHL (13 children of Nachman Kohl)

a) con su 1era. esposa (with his 1st. wife) LAIA (Leah) BLACH:
1. – Rifka (Rebeca)
2. – Hersz (Jerman in Chile)


b) con su 2da. esposa(with his 2nd. wife)MALKA FOGEL NADEL:
3. – Pesse (Paulina in Chile)
4. – Reische (Raquel)
5. – Roza
6. – Gilte Gusta (Augusta in Chile)
7. – Abraham (Adolfo in Chile)
8. – Bajle (Bella/Berta)
9. – Mojzesz (Moisés)
10. Szmul (Samuel)
11. – Salomon
12. – Jette (Janette)
13. – Benjamin

CHILE: recuerdos de una sociedad en transición: LUCIANO CRUZ.

JUEVES, JULIO 11, 2013

Por gente como Luciano y Martine sigo con la msima profesion y por el mismo camino que empecé cuando el Che era Ministro de Industria, creo, en Cuba( 1961) .Pero siempre le critiqué que no se ocupuba de los problemas especificamente femeninos, y asi decidi asumir yo esa lucha. En eso estoy.todavia, y con ello alumbro mi existencia de hojalata. 

CHILE: recuerdos de una sociedad en transicion: LUCIANO CRUZ.

Histórico momento en que varios pacos del Grupo Movil de Concepcion tratan de reducirlo,durante una manifestación estudiantil. Fue la primera vez que lo vi, cuando esta foto parecio en El Mercurio de Santiago.

En la foto, con su hijita Alejandra, ‘La Chicoca’, de su pareja penquista, y mi ex estudiante de la Universidad e Concepción,Gloria.

Entierro del dirigente estudiantil del MUI y miembro del CC del MIR Luciano Cruz,Aguayo, muerto a los 27 años de edad, el 14 de agosto de 1971.
La corona de flores del Movimiento de Pobladores Revolucionarios es llevada por Villalobos y Víctor Toro.
Foto tomada de la cuenta de Hector Eyzaguirre en Facebook.

Algunos detalles sobre la vida del Lucinano Cruz, en
Luciano Cruz

La Canción de Luciano

Patricio Manns

Al paso de Luciano
Lloran las pergoleras
Y así cubren de pétalos su muerte interminable,
Su vida interminable, su reloj detenido
Pero que, mudo, marca
Las horas que anunciara,
La terca y fría hora
Que el pueblo ató a su mano
Para que floreciera
La lucha de Luciano.
Vuelve en hueso, en frío, en un caballo,
En un beso, en una quemadura.
Es de acero, de aire, de ceniza, y,
Todo despierto, viene a seguir.
¿quién le amarra sobre el mapa?
¿quién destroza su retrato?
¿quién silencia su palabra?
Luciano al regresar
Se descerraja en luz,
Destapa la verdad,
Revienta con su mano los alambres del temor,
Respira en cada boca para la revolución.
Vuelve armado de agua y viento,
A velar los sueños vuestros,
A encender los sueños muertos.
¡ábranle!
¡ábranle!
¡ábranle ya!
Al paso de Luciano hay pueblo innumerable
Y una mujer desgarra su nombre desde lo alto.
La oscura ceremonia de la muerte le lleva
Como sombra en la sombra del rito funerario,
El rito que le alumbra,
Que el pueblo ató a su mano,
Para que floreciera
La lucha de Luciano.

Homenaje a un querido compañero, estudiante y amigo.Y a la memoria de su amante, Martinne Hugues Jouet, francesa, compañera, colega y amiga, quien se suicidó poco dias después, el 9 de agosto, dejando ua carta en la que, entre otras cosas, decia:

“Que la imagen de Luciano nunca se transforme en aval para una burocratización del partido y de las ideas revolucionarias. La imagen deLuciano no es sólo un ejemplo de lucha. Es también y fundamentalmente una cierta manera de concebir esta lucha. Todos ustedes tienen estas responsabilidad: no permitir que Luciano se transforme en un mito que traicione sus ideas.
“Ustedes que lo conocieron tanto, saben que su grandeza se expresaba
en la grandeza de lo cotidiano”.

Asi sea, Martinne.
Marta Zabaleta
Londres, 2013

At 8:52 p.m., Blogger Marta Raquel Zabaleta said…
Si, Diana. Aunque como bien decía mi papá, los duelos se llevan dentro de una/o, no en las vestimentas de luto.
Por gente como Luciano y Martine sigo con la msima profesion y por el mismo camino que empecé cuando el Che era Ministro de Industria, creo, en Cuba( 1961) .Pero siempre le critiqué que no se ocupuba de los problemas especificamente femeninos, y asi decidi asumir yo esa lucha. En eso estoy.todavia, y con ello alumbro mi existencia de hojalata. Te abrazo fuerte,
Marta

Acerca de violaciones y culpas

Adriana Goñi Godoy
especial para G80

Acerca de violaciones y culpas

Las mujeres estamos siendo demonizadas como asesinas e incitadoras a la violación y abuso sexual por el solo hecho de despertar apetitos desmedidos en los  varones víctimas de una compulsión irresistible y animal. Triste papel para mujeres y hombres considerados en su más instintivo deseo sexual.

Si luchamos por interrumpir los embarazos en las tres dramáticas circunstancias legales hasta el año 1989- las cuales de seguro los varones padres de esos fetos inviables aprobarían y solidarizarían, así como los esposos de las mujeres con riesgo de su vida y los familiares de las jóvenes violadas- voces que no escuchamos- somos estigmatizadas y consideradas criminales arrojadas a prisión.

La primera vez que sufrí un intento de violación fue a los trece años, cuando un amigo de mi abuela con engaños me llevó a una casa donde pagó para que lo dejaran entrar a una pieza donde me encerró y comenzó a intentar arrancarme la ropa. Me salvaron en esa ocasión  mis lecturas precoces de los textos legales de mi padre abogado que me hicieron saber que era delito forzar a una menor y mis iracundos gritos amenazando con denunciar a él, a la vieja alcahueta y hasta a mi abuela…Mi culpa: ser una niña muy desarrollada, muy pechugona y quizás algo coqueta.

La segunda vez, a los 20 años, ya casada y con dos hijos, siempre pechugona y quizás algo coqueta, el tipo que debía entregarme unos pantalones hechos a la medida, en su casa-taller se arrojó sobre mí enardecido. A mis llantos, suplicas y rechazo solo dijo: “tienen que tocarme a mí siempre las histéricas”.

La última y no menos traumatizante vez fue en mi primer espacio laboral, una joyería donde con entusiasmo ejercía mi oficio de artesana en plata. Ya tenía 24 años, cuatro hijos, siempre pechugona y algo coqueta. El dueño, viejo sesentón, aprovechó la ausencia del operario que soldaba las piezas de plata y como animal se me abalanzó por detrás, provocando en mí tal desconcierto, terror e impotencia que como consecuencia sufrí la pérdida de la voz y el comienzo de una depresión que me duró mucho tiempo. Ninguna de estas veces se concretó la violación. Ninguna de estas veces fui capaz de contarlo a nadie.

En el inconsciente de esta niña- mujer que era de seguro sentí y pensé que de alguna forma debía de haber sido mi culpa.

6 febrero 2015

Adriana Goñi
@antropomemoria
Para Generación 80

IMG_0006

70 años con mi memoria a cuestas.

70 AÑOS DE MEMORIA
Adriana Goñi
20 julio 2015

Vivir largos años es haber sido testigo y protagonista de cambios profundos en todos los aspectos de nuestras vidas. Es haber pasado de espacios privados y públicos donde nuestros derechos y libertades eran restringidos y escasos a vivir otros en que nuestras voces se expresan con la fuerza enorme de lo colectivo y es haber transitado desde lo doméstico a lo público modificándose los roles que la sociedad nos impuso un día a los roles que por opción hemos hecho nuestros.

NACÍ EN LO MÁS PROFUNDO DEL INVIERNO DE 1944, cuando  agonizaba en Europa  la II Guerra Mundial y en Chile gobernaba Juan Antonio Ríos, presidente cuyo nombre solo me suena a alguna calle de mi país.

Vista de la calle Juan Antonio Ríos, rodeada de edificios de departamentos, hacia 1960

Vista de la calle Juan Antonio R,1960.

Hoy no puedo usar mi apellido vasco porque de alguna manera me robaron la Ñ…
Gabriel González Videla, (cuando yo era una niñita de dos años, Papá,Mamá y yo. Feb 1946 (1 año 9 mesesmi padre que fue marino estudiaba derecho y era Secretario de la Juventud Conservadora y mi abuelo era, o iría a ser, General de la República ) se transforma en el presidente radical, que según aparece en textos de la librería del Congreso de estados Unidos incorporó a liberales en su gabinete, junto con los radicales y los comunistas, el brebaje ministerial más exótico que los chilenos habían visto en su vida, perseguía, encarcelaba y torturaba a los miembros del Partido Comunista de Chile.

Hoy veo en  TVN  a jovenes comunistas en la bancada parlamentaria ; veo homenajes en la CNN al desembarco en Normandía y recuerdos de los campos de concentración nazi en el History Channel   y a un presidente de USA de raza negra, cuando aún recuerdo a un Martin Luther King, un Malcom X asesinados…
Vi a mis 15 años a Fidel entrar triunfante en La Habana,

también lo vi en Washington ante el monumento a Lincoln.. y hoy aparece en las pantallas de TV como un abuelo sabio, flaco, sonriendo y reflexionando…y este 20 de julio se abre la Embajada de Cuba en USA…http://http://edition.cnn.com/videos/spanish/2015/07/20/cnnee-vo-cuba-flag-new-embassy-in-washington.cnn
Vi llegar al Hombre a la Luna, morir a seres humanos por VIH, viví la dictadura de Pinochet y la de Videla. Viví detención y exilio, fracturas familiares, perdí amigos, compañeros, profesores y colegas; renací mil veces y formé parte de cientos de comunidades, redes y colectivos.


Hoy veo en televisión morir cientos de personas en el Mediterráneo, veo en la TV por cable españoles añorando a Franco, veo Vietnam dividido en dos países, veo a Corea del Norte y otra del Sur y veo documentales que muestran países que cuando nací no existían .
Hoy converso con mi madre nonagenaria en las redes sociales y con mis nietos y nietas intercambiamos en línea vía whatsapp imágenes de gatos, tatuajes, memes y emoticones; hoy converso por Internet con amigas que viven en Nepal; con amigas mapuche en Holanda; hoy veo a los amigos de mi padre en la FIFA encarcelados; Juan Goñi S , Joao Havelange y Príncipe Faisal. 1978hoy padezco una enfermedad que solo se conoció en los años 90 y mi cuerpo es portador de placas de titanio…Fibromialgia, enfermedad invisible
Escucho hablar a un Papa argentino en Bolivia – un día supe que el Che moría allí en la guerrilla- y Bolivia aún no tiene acceso soberano al Mar…
Nació en mi tiempo de vida el MIR en Chile y a 50 años de su nacimiento – con sus militantes muertos y recordados solo por otros militantes – desapareció del imaginario colectivo de mi país después de haber abierto a miles de pobres del campo y la ciudad un camino diferente para tomar el cielo por asalto.

Memorial del MIR en Villa Grimaldi, 2008

Memorial del MIR en Villa Grimaldi, 2008

Yo que un día excavé en un sitio donde el hombre vivió hace 35.000 años,  Monte Verde, Chile, hoy investigo cómo se relacionan los seres humanos en la ciber sociedad y cómo las pantallas luminosas de distintos dispositivos condicionan nuestras vidas.

Logo dedo Dios y mecanicoo

Y asílo viví yo, y todo forma parte de la maravillosa experiencia de haber sido testigo presencial y  en ocasiones protagonista de  sucesos que cambiaron el mundo en los dos siglos que me vieron nacer, crecer, y envejecer .

La verdad es que sí, estoy mal cuando te digo estoy bien…

cropped-adriana-y-escultura-madera-casa-fermon2.jpg

Así lo vivo yo…en un día bueno

Fibromialgia fot sintomas neblina mental Adriana selfi editada transparenteAdriana. Los Años NegrosAdriana. Los Años NegrosAdriana. Los Años Negros1 No estará tan mal cuando hace no se qué…
Esta es una frase demoledora a la que hay que enfrentarse en numerosas ocasiones.

Por qué hago no se qué, o por qué hacen no se qué personas con fibromialgia?
Muy sencillo, huida hacia delante es como yo lo llamo.

Una huida hacia delante consiste en aguantar el chaparrón y hacer cosas para sentirse vivo.
Una huida hacia delante es ponerse la ropa, calzarse y caminar como puedas para no quedarse atrás.
Una huida hacia delante es intentar olvidar el dolor y hacer cosas por la gente que te quiere.

VIVIR CON DOLOR ES MEJOR QUE NO VIVIR.

Y claro que hay cosas que hago mejor y con más ganas que otras, pues como todo el mundo, pero con alguna diferencia;
Imagina que te despiertas en tu día libre con un medio resfriado. Con ese que te produce destemplanza, dolor de huesos, dolorcillo de cabeza… Lo único que te apetece es irte al sofá, tumbarte con una buena manta, poner cualquier canal en la televisión y mirarla sin verla.
Para ese día tenias planes;
– Organizar la ropa de verano.
– Salir a mediodía a tomar algo con un buen amig@ que hace mucho que no ves.
– Limpiar el coche
– Ir a comprar el nuevo álbum de uno de tus grupos favoritos.
– Ir al supermercado a hacer la compra.

Te metes un par de pastillas analgésicas para que te ayuden un poco y poder hacer algo de lo que habías planeado.
Lo que más te sigue apeteciendo y lo que te pide el cuerpo es meterte en el sofá, pero es tu día libre y lo has estado esperando con muchas ganas, no quieres perderlo en el sofá.
Puuuf, pero estas mal, casi no puedes.
Al final decides intentar olvidarte del malestar y hacer algo de lo planeado.
Qué harías? Sólo las obligaciones? Sólo las devociones? Una de cada?
Pasas de organizar la ropa y te tiras a la calle a ver a tu amig@.
Para eso no estás mal? Aaaaaaa, para la ropa si, pero para eso no!? Estás mal para lo que te interesa?! Eres un caradura?

Pues imagina que te despiertas así prácticamente cada día, y cada día debes lidiar con decidir que partes de tus planes llevarás a cabo.
Por ti, por tu familia, por la sociedad, etc…muchísimos días sólo harás la parte de las obligaciones.

Con ese malestar diario, quién aguanta haciendo cosas que no le gustan o no son sus favoritas durante mucho tiempo?
Yo creo que nadie.

Que fácil es juzgar sin saber y hablar por hablar.